En este momento estás viendo Hombre sacó 50,000 pesos prestados en Coppel para mandarlo a una chica de internet y salió estafado.

Hombre sacó 50,000 pesos prestados en Coppel para mandarlo a una chica de internet y salió estafado.

Un hombre es estafado por un contacto de internet, por la cantidad de 50,000.00 pesos.

CALERA, ZACATECAS. Juan Carlos había conocido a una chica por medio de Facebook y habían conversado alrededor de tres meses, al paso del tiempo pudieron darse sus números personales para charlar por WhatsApp.

El chico enamorado le había confesado sus sentimientos y como todo noviazgo cibernético, se habían intercambiado fotografías para conocerse un poco más.

Al paso de cerca de seis meses, Juan Carlos le propuso a Bettany regresarse de Texas a México para poder reunirse y casarse.

Bettany con todo gusto aceptó pero necesitaba una cantidad de dinero para poder pasar a tierra mexicana.

A lo que Juan Carlos pidió un préstamo en Coppel de 50,000 pesos y le hizo en envío a la cuenta del tío de Bettany para por fin arreglar el viaje y poder verse.

Habían quedado en reunirse aproximadamente en seis días, esto en lo que tardaba el viaje en autobús, en lo que transbordaba y llegaba a la capital zacatecana.

Juan Carlos la recogería en la central camionera capitalina y la llevaría a su casa para presentarla a sus padres y pedirla en matrimonio.

Al paso de los seis días cumplidos sin poderse comunicar con ella, desesperado marcaba a cada momento por día, sin recibir respuesta.

Pasó por la mente de Juan Carlos enviarle un mensaje de Messenger para ver si había llegado con bien a México. Pero se había dado cuenta que la cuenta de Bettany había desaparecido junto con Messenger.

Desesperado, marcaba al número personal e incluso enviaba mensajes al WhatsApp pero sólo los leía y lo dejaba en visto.

Hasta que por una última vez marcó al número y contestó un hombre enojado.

«Me permite comunicarme con Bettany» dijo Juan Carlos.

En medio de malas palabras y burlas por parte del dueño del teléfono y otras risas más, le respondió que Bettany no existía y que había caído en una estafa y colgó.

Desilusionado y con la deuda en Coppel se quedó Juan Carlos enamorado de una mujer ficticia y con un mal sabor de boca.

Bettany en realidad era una mujer que colaboraba con los mismos extorcionadores que se encargaban de ser «el gancho» para atrapar hombres que quieren conversar con chicas.

Aunque esto parezca una historia más, cursi y fuera de lugar, pasa en la vida real.

Cuántas personas por internet no son estafadas con contactos falsos o fotografías sacadas de internet, por lo que te sugerimos lo siguiente:

No aceptes contactos de perfiles que no conozcas.

No brindes información personas ni tuya ni de nadie de tu familia.

Nunca menciones ni la ubicación ni lo que estás haciendo.

No envíes fotografías personales ni que incluyan a miembros de tu familia.

No envíes datos de tu cuenta bancaria.

Nunca envíes tu domicilio.

Todo lo anterior se concluye en NO ACEPTES PERFILES QUE NO CONOZCAS.