Para no sentirse solo, abuelito de 94 años abre piscina pública para niños – ACCESOZAC